¿Cuándo podré volver a trabajar?

La mayoría de los pacientes pueden volver a trabajar a los quince días después de la cirugía laparoscópica, aunque esto dependerá del tipo de trabajo que realice cada uno.

Cuando la intervención es por vía abierta, la recuperación es más tardia, reanudando la actividad física normal al mes o mes y medio de la intervención.